arturo.mico.gh@gmail.com
7 octubre, 2014
| Escrito por Arturo Micó

La última broma del popular presentador Jimmy Kimmel tuvo como “víctimas” a un par de niñas inocentes.

En ella se caracterizó y disfrazó con gran maestría de cerdo y mediante una cámara oculta se grabó el encuentro entre los niños y el presentador, en los que los chiquillos se quedaron alucinados tras conocer a un cerdo que hablaba y que les pedía que por favor no confesaran que podía hacerlo. Diviértete con la cara que se les quedó a las niñas tras lo ocurrido pero sobre todo disfruta con la bondad que demostraron al no revelar el singular secreto de esto “cerdo”.